Aprende qué poner en una quemadura

Difundir es amar
  • 3
    Shares

Las quemaduras son una consecuencia frecuente de accidentes domésticos. Asimismo, en muchos ámbitos estamos expuestos a sufrir de este tipo de lesiones. Las quemaduras de primer grado o de segundo grado pueden ser tratadas de forma sencilla, siempre que no aparezcan lesiones como ampollas. Sin embargo, las quemaduras de tercer grado si deben ser evaluadas por un especialista.

Ahora bien, si tienes una quemadura que no es de gravedad y quieres saber cómo tratarla, a continuación te daremos algunos tips para curar las quemaduras.

Aplica agua fría: luego de quemarte, es fundamental que apliques cuanto antes agua fría, dejando que ésta corra por la zona afectada para de esta manera limpiar la herida y disminuir el dolor.

Una vez que la herida se encuentre limpia, si la quemadura es superficial y de poca gravedad, puedes utilizar un poco de hielo para disminuir las molestias, recordando que éste nunca debe ser aplicado directamente sobre la zona afectada.

Utiliza Áloe Vera: el áloe vera es un poderoso remedio natural que puedes utilizar para curar las quemaduras, pues es ideal para regenerar la piel, y además posee propiedades astringentes. Es por eso que el áloe vera es excelente para curar y cicatrizar la herida, para utilizarlo, sólo debes emplear el gel de esta planta sobre la zona.

La milagrosa papa: la papa tiene propiedades hidratantes y regeneradoras de la piel que ayudan al tratamiento de las quemaduras. Asimismo, la papa absorberá el calor de la herida y ayudará a calmar la irritación y las molestias en la zona.

Para utilizar esto, solo debes cortar la papa en rodajas y colocar éstas sobre la quemadura e inmediatamente sentirás el alivio que proporciona este remedio natural.

Colocar en alto la zona: una forma de tratar las quemaduras es colocar en alto la zona afectada para de esta manera favorecer el flujo sanguíneo hacia ese lugar, y en consecuencia reducir la sensación de dolor.

Proteger la herida: para curar las quemaduras es fundamental proteger la herida de agentes externos que puedan infectarla, es por esto que se recomienda mantener la zona afectada cubierta con gasa. Es importante que el vendaje de la herida sea realizado de tal forma que permita que la piel respire

Utiliza cremas o ungüentos: el uso de cremas o ungüentos con propiedades hidratantes y cicatrizantes es una excelente opción para el tratamiento de las quemaduras. Existen muchos productos que cumplen con el objetivo de disminuir las molestias y lograr la cicatrización de las quemaduras, en especial son efectivos aquellos con alto contenido de zinc.

Asimismo, es importante que luego de aplicar la crema o el ungüento seleccionado, esperes algunos minutos a que la piel lo absorba, y luego no puedes pasar por alto cubrir la zona con una gasa o apósito, de la forma anteriormente indicada.

Dejar que cicatrice: para curar las quemaduras debes evitar tocar la misma, o tratar de eliminar las ampollas. El contacto con la zona afectada puede ocasionar que se trasladen gérmenes o bacterias que infecten la quemadura.

View the original article here

Etiquetas:, ,

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies